de fresa por favor

La princesa está triste, ¿qué tendrá la princesa?
Los suspiros se escapan de su boca de fresa

Rubén Darío

La fresa no es una fruta sino un racimo deforme que expone múltiples frutos, como no es una fruta no me debería sorprender que no estuviera presente cuando íbamos a comprar fruta al mercado, era mucho más común encontrar sandía, melón papaya (la amarilla antes de que fuera más común la maradol), plátanos o manzanas, claro que no tuve que esperar a cumplir 22 años para probarlas -a diferencia de las peras- ocasionalmente había fresas con crema a las que generalmente se les añadía azúcar o leche condensada para disminuir su acidez.

Recuerdo en mi infancia, luego de una excursión a Chapultepec, fuimos a comprar hamburguesas y por primera vez la acompañé con una malteada de fresa, también al salir de una consulta médica probé por primera vez un helado flotante, no exactamente el sabor más clásico: helado de fresa con peñafiel de limón, pero resultó una gran elección, hasta como para repetirlo. Durante una peregrinación, en una fría madrugada se me ocurrió pedir un esquimo de fresa, que resultó muy difícil de consumir, podía incluso voltear el vaso sin derramar el líquido, no es la mejor bebida en tiempos de frío.

Durante mi estancia en la Facultad de Ciencias fuimos a Guanajuato —el estado— y nos hospedamos en la ciudad del mismo nombre para hacer una práctica de campo en Silao —ciudad que conocía bastante— convencí a 4 de mis compañeros de ir en tren y regresar en camión, pasando por Irapuato, la capital fresera, de ida calculé mal y llegamos demasiado temprano —yo contaba con que el tren se iba a retrasar— así que tuvimos que esperar a la vuelta para conseguir las fresas con crema pero como estaban reparando el centro tuvimos que dar una gran vuelta para encontrar un puesto abierto. También fue una parada obligada de regreso de mi luna de miel, ahora fue para comprar una canasta a la orilla de la carretera. La misma parada fue en el último viaje con mi papá, un par de meses antes de que muriera.

#YoConfieso que lo mejor de mi viaje a Puerto Vallarta fue el desayuo de fresas salteadas con huevo, también que alguna vez hice la mamona combinación de champagne con fresas y que es el último sabor que pido cuando compro un licuado y que en muy raras ocasiones compro solamente la fruta, digamos en el mercado.

Y hay numerosos productos que tienen a la fresa como sabor, yogur, mermelada, relleno cremosito, cobertura de pastel, hasta las famosas picafresas es como si fuera el sabor más común entre los productos artificiales.

A mi parecer las fresas han sido sobrevaloradas porque siempre hay un sabor mejor: en los licuados el de mamey no tiene comparación, para los helados de vainilla, los esquimos de rompope, y hasta los plátanos fritos con crema están mejor y así se pueden seguir enumerando casos.

Claro que la palabra fresa también tiene otro significado, es equivalente a pijo en España, Cheto en Argentina, pituco en Perú, cuicos en Chile, o sifrinos en Venezuela; y entonces las fresas están aún más sobrevaloradas, por ellas mismas, y en ambos casos, conforme pasa el tiempo, es un sabor que va quedando fuera de mis preferencias.

Fresas con crema

Acerca de Brujo Postergado

Soy un brujo postergado, que se divierte interviniendo el universo.

Publicado el diciembre 4, 2012 en Cocina, Comida, refrescos y etiquetado en , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.